POEMA APENAS

- Alfonso Reyes -

A veces, hecho de nada,
sube un efluvio del suelo.
De repente, a la callada,
suspira de aroma el cedro.

Como somos la delgada
disolución de un secreto,
a poco que cede el alma
desborda la fuente de un sueño.

¡Mísera cosa la vaga
razón cuando, en el silencio,
una como resolana
me baja, de tu recuerdo!


Compartir

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter

Tambien puede leer..
GEOGRAMA III - Alfredo Lavergne
CERCANO A LO QUE IMPORTA (III) - Ángel Campos Pámpano
DEVOCIONARIO - David Escobar Galindo
JARDIN DE COLVA - José Lupiáñez
EUNICIANAS (V) - Lil Picado
DE CAPERUCITA ROJA - Charles Perrault
EL BUEN MOMENTO - José Hierro
ESTAS CERTIDUMBRES... - Haroldo Shetemul

Poemas mas leidos

Dedalo dormido - Javier Sologuren
Lunes, madrugada - Hilario Barrero
Romance de la migajita - Guillermo Prieto
De la serie de maria jose (v) la mujer - Maya Islas
Bajo el tiempo - Lucero Alanís de Gurrola
Piedra - Hilario Barrero
Inventario nocturno - Mario Meléndez
Al otro lado - Álvaro Cunqueiro
Cementerio en new hampshire - Hilario Barrero
Poema recitado camino al patibulo - Gabriel de la Concepción Valdez


DiarioInca.com
© 2007 - 2018
Hecho en Peru