POEMA AQUEL TREN - Eduardo Langagne

Yo era un niño

En el tren a Chihuahua
el paisaje era un frágil futuro
arenoso y sin gente

La paciencia
rodaba en el alma
con ruido de hierro

Un túnel oscuro veía mis temores
marcaba las líneas ocultas
del agrio destino

En una estación de madera
una niña desértica puso
sus ojos brillantes en mí

Yo supe al momento
que nunca podría
encontrarlos de nuevo

Yo era un niño

Miraba las vías
corriendo ligeras
hasta un sitio llamado horizonte
donde interrumpían su destino

Cuando niño
la tierra era plana
había trenes y sueños
y yo nunca había
perdido un amor
por no descender
en aquella estación
oportuno y puntual

Tambien puede leer..

COPLA VIII - Garcilaso de la Vega
DE FANOR TÉLLEZ
POEMA DESPUES DE UNA FIESTA - Clara Fernández Moreno
INESTABLE - Fa Claes
MEDITACION - Guadalupe Grande
AMANECIDA - Julia de Burgos
LA DULZURA DE CIERTAS PALABRAS - Ernesto Cardenal
EN LA MUERTE DE DON RODRIGO CALDERON - Luis de Góngora