POEMA DEFENSA DE LA ALEGRIA - Mario Benedetti

er la alegría como una trinchera
defenderla del escándalo y la rutina
de la miseria y los miserables
de las ausencias transitorias
y las definitivas defender la alegría como un principio
defenderla del pasmo y las pesadillas
de los neutrales y de los neutrones
de las dulces infamias
y los graves diagnósticos defender la alegría como una bandera
defenderla del rayo y la melancolía
de los ingenuos y de los canallas
de la retórica y los paros cardiacos
de las endemias y las academias defender la alegría como un destino
defenderla del fuego y de los bomberos
de los suicidas y los homicidas
de las vacaciones y del agobio
de la obligación de estar alegres defender la alegría como una certeza
defenderla del óxido y la roña
de la famosa pátina del tiempo
del relente y del oportunismo
de los proxenetas de la risa defender la alegría como un derecho
defenderla de dios y del invierno
de las mayúsculas y de la muerte
de los apellidos y las lástimas
del azar
y también de la alegría.


Compartir

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter

Tambien puede leer..
LA VACA - Camilo Cruz
CANTO A TERESA - Jose de Espronceda
COLLACOCHA - Enrique Solari Swayne
NOSOTROS LOS HOMBRES - Jorge Debravo
PENA Y ALEGRIA DEL AMOR - Rafael de Leon
MANUAL DE HEREJIA - Luis Alberto Arellano
VOCES PARA UNA BATALLA (II) - Javier Barreiro Cavestany
TRISTE CANTA EL PRISIONERO - Jose Zorrilla

Poemas mas leidos

Cancioncilla - Leon de Greiff
Incitacion al vals de un poeta - Mahfud Massís
Ejercicios - Blanca Varela
Hasta el solido banco... - Juan Carlos Suñén
Villanela - Carlos Germán Belli
No me aflige morir, no he rehusado - Francisco de Quevedo
Dad limosna a belisario (ii) - Guillermo Carnero
Amanecer - Josefina Plá
Rima xiv - Gustavo Adolfo Bécquer
Nuestro amor - Ernesto Cardenal


DiarioInca.com
© 2007 - 2018
Hecho en Peru