POEMA EL CANTO - Carilda Oliver Labra

Rómpanme los vestidos, quítenme la locura,
pulan con ese látigo mi sitio de estar sola,
tráiganme los infiernos, pongan mi cama dura;
no temo a los tiranos ni al cáncer ni a la ola.

Déjenme sin pecado, sin sol, sin biblioteca;
ya huérfana de todo no sentiré ni tedio.
Escóndanme ese pan, claven mi boca seca:
nada podrán hacerme que no tenga remedio.

No importará la cárcel porque bebí delirio,
hasta en el mismo polvo suele nacer el lirio,
ninguna muerte sabe podrirme la mañana.

Mi corazón no tiene gravámenes ni dueño.
Nunca podrán quitarme el ala con que sueño.
Y seguiré cantando cuando me dé la gana.

Tambien puede leer..

FRACASO - Eliseo Diego
DE LUIS FERIA
AMBICION - Jaime Torres Bodet
DESMESURA - Francisca Aguirre
JUEGO DE SOMBRAS - Eliana Navarro
A LOS ESPACIOS - José Martí
ANTE UN GRABADO DE ESCHER - Jairo Guzmán
DE FRANCISCO AZUELA