POEMA ELEGIA FRENTE AL RIO - Efraín Bartolomé

Las once de la noche
y el trópico descansa de un combate feroz contra sí mismo

Vuelan nocturnas mariposas torpes
Hiende la luz el agua
Canta un sapo en la sombra que parte en dos la noche:
denso muro de grillos

                                        Y estoy aquí
sin tus libros a mano
Oigo pasar el río
que un kilómetro abajo se junta con el mar

Fluye despacio la memoria:
te conocí bajo el árbol de imágenes
con el que reconstruiste el universo

Pardeaban los sesenta
Se hacía más confusa la confusión de los dieciséis años

Adivino la palabra por tu voz
                                                  de algún modo
Pero sucede que no será posible decírtelo
ni oírte
              ni mostrarte jamás mi primer libro

A veces
la vida muestra todo su obsceno resplandor
Entonces
el tiempo es una gota congelada
un golpe suave que nos calla un segundo
y fija con extraño poder la circunstancia

Sucedió hace dos noches
Iba a leer en público
y alguien dijo tu muerte          de repente

Ahí empezó todo esto

Sembrada está en el fondo del oído esa semilla amarga

A orillas de mi voz pienso en Manrique:
oigo el río de Tuxpan que un kilómetro abajo se junta con el mar

El trópico descansa

Entra Raúl Garduño al pensamiento

Adviene la palabra

Muerde el tiempo:
                                  las once de la noche
                                                                        para siempre.

Tambien puede leer..

DENSOS VELOS TE CUBREN, POESIA - Olga Orozco
UN IDOLO - Jacinto Benavente
AL QUE INGRATO ME DEJA BUSCO AMANTE - Sor Juana Ines de la Cruz
BESO III - Dina Posada
QUISQUEYANA - Gastón Fernando Deligne
ES VERDAD - Federico García Lorca
DE AZARÍAS PALLAIS
EL MILAGRO - Guillermo Pilía