POEMA LA FUGA DE LA LUNA
- Oscar Wilde -

Hay paz para los sentidos,
Una paz soñadora en cada mano,
Y profundo silencio en la tierra fantasmal,
Profundo silencio donde las sombras cesan.

Sólo el grito que el eco hace chillido
De algún ave desconsolada y solitaria;
La codorniz que llama a su pareja;
La respuesta desde la colina en brumas.

Y súbitamente, la luna retira
Su hoz de los cielos centelleantes
Y vuela hacia sus cavernas sombrías
Cubierta en velo de gasa gualda.

Tambien puede leer..

DE FERNANDO CALDERÓN
GRANDE ES EL ODIO (2) - Eduardo Lizalde
MONOLOGO DE DA VINCI ANTE LO MAS CONOCIDO QUE PINTO - Eduardo Espina
EL MUNDO DE SOFIA - Jostein Gaarder
HUASIPUNGO - Jorge Icaza
WILLIAM WILSON - Edgar Allan Poe
FAUSTO - Johann Wolfgang Goethe
JULIO - Jordi Doce