POEMA VISITAS - Octavio Paz

és de la noche urbana de piedra y sequía
entra el campo a mi cuarto.
Alarga brazos verdes con pulseras de pájaros,
con pulseras de hojas.
Lleva un río de la mano.
El cielo del campo también entra,
con su cesta de joyas acabadas de cortar.
Y el mar se sienta junto a mí,
extendiendo su cola blanquísima en el suelo.
Del silencio brota un árbol de música.
Del árbol cuelgan todas las palabras hermosas
que brillan, maduran, caen.
En mi frente, cueva que habita un relámpago...
Pero todo se ha poblado de alas.


Compartir

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter

Tambien puede leer..
EPILOGO - Julio Herrera y Reissig
NIÑA - Octavio Paz
A FEDERICO GARCÍA LORCA - Rafael Alberti
CON QUEVEDO EN PRIMAVERA - Pablo Neruda
VISPERA - Mariano Brull
DE CARLOS MURCIANO
EL RETORNO - Salvador Novo
BAJO EL VOLCAN - Malcolm Lowry

Poemas mas leidos

Puerto arista - Marisa Trejo Sirvent
Soneto grabado en el tronco de un árbol - Francisco Luis Bernárdez
Casida de la tentadora - Jaime Sabines
Memoria de quevedo - Dolors Alberola
La negra - Luis Llorens Torres
Quiero ser en tu vida - Martin Galas
El vigilante de la nieve (i) - Antonio Gamoneda
Este sabor de lagrimas (36) - Julia Prilutzky
Divertimento erotico - Carmen Jodra
Píntame angelitos negros - Andrés Eloy Blanco


DiarioInca.com
© 2007 - 2018
Hecho en Peru