Poemas de ANA INÉS BONNIN


Hombres descalzos
Grávida luz, me hiere tu silencio;
quéjate, grita, rómpeme la sangre
con un feroz escalofrío.
Será la muerte, sí, pero no importa.

No me dejes, amor, en la añoranza
No me dejes, amor, en la añoranza.
Dame, por fin, seguro y alto vuelo.
Desarráigame, fíjame. Recelo
que aquí no lograré paz ni bonanza.

Oh buen amor
¡Oh buen amor




Si yo no pido tanto
¡Si yo no pido tanto!




Te busco y no te encuentro
Te busco y no te encuentro. ¿Dónde moras?
¿Lates sin realidad? ¿Eres un mito,
una ilusión, un ansia de infinito?
Y si amaneces, ¿dónde tus auroras?

Tu sabes
(...) Aunque me sepas, ¡mírame!
¿Y si yo no pudiera?
¿Si al buscarme,
me desmoronara. los desconociera,

Tu venias
Tú venías.
Sobre un mar infinito de lumbre venias soñando.
Y en tus ojos, despierta, venia la flor en su nieve.
Tantos pájaros eran contigo, que arpegios gozosos

Verguenza
(Ante una muerte)


Cae tu muerte en mi corazón, llenándolo de vergüenza.

Y la pequeña sombra se hara mas descuidada
Seré para mí lo que otros fueron.
Y mi mano impiadosa no me mitigará.
Ni mis ojos sabrán verme.
Ni dulzura me daré sin regateármela.

Y nunca sin amor fueron los nidos
Amor llena mis ojos,
que con amor yo quiero mirar todas las cosas.
Yo sé que si las miro con amor resplandecen;
yo sé que si las miro con amor se me entregan.


Tambien puede leer..

DESAPARECIDOS - Mario Benedetti
LENGUAJE - Humberto Mello
CON EL DOLOR DE LA MORTAL HERIDA - Sor Juana Ines de la Cruz
DE JOSÉ ACOSTA
LA POESIA CHINA - Juan Luis Martínez
RIMA XXXVII - Gustavo Adolfo Bécquer
NUESTROS PADRES DIJERON QUE IBAN A SALIR... - Marosa Di Giorgio
DE LEOPOLDO LUGONES