Poemas de ERNESTO CARDENAL


Al perderte yo a ti
sto Cardenal -

Al perderte yo a ti,
tú y yo hemos perdido:


Amanecer
Ya están cantando los gallos.
Ya ha cantado tu gallo comadre Natalia
ya ha cantado el tuyo compadre Justo.
Levántense de sus tapescos, de tus petates.

Anoche soñe con un coito...
Anoche soñé con un coito, un sueño realista, hiperrealista.
                    Me martirizás con la carne
                                        para que te quiera más
        

Aqui pasaba a pie por estas calles
Aquí pasaba a pie por estas calles,
sin empleo ni puesto y sin un peso.
Sólo poetas, putas y picados
conocieron sus versos.

Ayer te vi
sto Cardenal -

Ayer te vi
en la calle,
Myriam y

Bienaventurado el hombre (salmo 1)
Bienaventurado el hombre que no sigue las consignas del Partido ni
asiste a sus mítines
ni se sienta a la mesa con los gánsters
ni con los Generales en el Consejo de Guerra

Como latas de cerveza vacias
Como latas de cerveza vacías y colillas
de cigarrillos apagados, han sido mis días.
Como figuras que pasan por una pantalla de televión
y desaparecen, así ha pasado mi vida.

Cuando los dorados corteses florecieron
Cuando los dorados corteses florecieron
nosotros dos estábamos enamorados.
Todavía tienen flores los corteses
y nosotros ya somos dos extraños.

Cuidate claudia
sto Cardenal -

Cuídate, Claudia,
cuando estés conmigo,


De estos cines, claudia...
De estos cines, Claudia, de estas fiestas,
de estas carreras de caballos,
no quedará nada para la posteridad
sino los versos de Ernesto Cardenal para Claudia

Detras del monasterio
Detrás del monasterio, junto al camino,
existe un cementerio de cosas gastadas,
en donde yacen el hierro sarroso, pedazos
de loza, tubos quebrados, alambres retorcidos,

El oficio nocturno
2 AM. Es la hora del Oficio Nocturno, y la iglesia
en penumbra parece que está llena de demonios.
Esta es la hora de las tinieblas y de las fiestas.
La hora de mis parrandas. Y re

En pascua resucitan las cigarras
En Pascua resucitan las cigarras
—enterradas 17 años en estado de larva—
millones y millones de cigarras
que cantan y cantan todo el día

Entras otra vez como musica
Entras otra vez como música, como luz,
música sin ondas acústicas, luz sin fotones.
Caricia sin el tacto, sólo la pura caricia.
El que inventó el sexo

Epigramas
sto Cardenal -

Al perderte yo a tí, tú y yo hemos perdido:
yo, porque tú eras lo que yo más amaba
y tú porque yo era el que te amaba más.

Epitafio para joaquin pasos
Aquí pasaba a pie
por estas calles,
sin empleo ni puesto


Escucha mis palabras oh señor (salmo 5)
Escucha mis palabras oh Señor
                                                            Oye mis gemidos
Escucha mi protesta
Porque no eres tú un Dios amigo de los dictadores

Esta sera mi venganza
Esta será mi venganza:
Que un día llegue a tus manos el libro de un poeta
famoso
y leas estas líneas que el autor escribió para ti

Hazme justicia señor (salmo 25)
Hazme justicia Señor
                              porque soy inocente
Porque he confiado en ti
                              y no en los líderes

Ileana: la galaxia de andromeda...
Ileana: la Galaxia de Andrómeda,
a 700.000 años luz,
que se puede mirar a simple vista en una noche clara,
está más cerca que tú.

La dulzura de ciertas palabras
La dulzura de ciertas palabras como
'nosotros dos'.
          Deambulo solitario entre los besos.
                              De mis soledades vengo

La mañanita
Hermano, amaneció. Mirá.
Ahora podemos ver ya el volcán Masaya
y su humo
saliendo del cráter, y la laguna, verde, de Masaya,

Me contaron
Me contaron que estabas enamorada de otro
y entonces me fui a mi cuarto
y escribí este artículo contra el Gobierno
por el que estoy p

Muchachas que algun dia
Muchachas que algún día leáis emocionadas
estos versos
y soñéis con un poeta:
sabed que yo los hice para una como vosotras

Nuestras relaciones...
                    Nuestras relaciones...
          Esta simbiosis que somos.
Vos sabés lo que buscaba:
belleza que no se engorde,

Nuestro amor
esto Cardenal -

Nuestro amor
nació en mayo
con malinches en flor

Oracion por marilyn monroe
sto Cardenal -

Señor
recibe a esta muchacha conocida en toda la Tierra con el nombre de Marilyn Monroe,
aunque ése no era su verdadero nombre

Por que me has abandonado (salmo 21)
Dios mío Dios mío ¿por qué me has abandonado?
Soy una caricatura de hombre
.............................................el desprecio del pueblo
Se burlan de mí en todos los periód

Recibe estas rosas
esto Cardenal -

Recibe estas rosas
costarricenses,


Sobre el mojado camino
Sobre el mojado camino en el que las muchachas con sus cantaros
van y vienen,
cortado en gradas en la roca,
colgaban como cabelleras o como culebras

Te doy claudia estos versos
esto Cardenal -

Te doy Claudia, estos versos,
porque tú eres su dueña.


Tiempo, yo te odio...
Tiempo, yo te odio. Aunque sin ti no existiera.
Y por tu pasar moriré aunque por tu pasar nací.
Como San Francisco de Borja yo quiero ahora
amar a alguien a quien no toque el tiem

Tu eres sola
sto Cardenal -

Tú eres sola
entre las multitudes


Vi hace muchos años
Vi hace muchos años desde un bus en Virginia
o Alabama
una muchacha rosada, con pantalones azules
subida a una escalera, cortando manzanas

Yo he sido muy ardiente
Yo he sido muy ardiente.
La historia de mi vida ha sido una historia de amor.
          ¿De amor? ¡De soledad!
De soledad y amor.

Yo que he tenido la mala suerte
Yo que he tenido la mala suerte
de que Dios se enamorara de mí.
He quedado fuera del juego erótico.
Otros en esos juegos se reirán de mí.

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter

Poemas mas leidos



DiarioInca.com
© 2007 - 2017
Hecho en Peru