Poemas de Luz Méndez De La Vega


Anticipo
Porque eres viajero
mi amor siempre tiene
dolor de adioses.


Barriletes
                           Alto y polícrono
                           gozoso y ágil,
                diáfano y leve
              incauto soñador

Beatus ille
Dichoso aquel
que en otro tiempo
encontraba:
la casa limpia,

Brujeria inutil
Hoy hice la brujería
que me recomendó Marien:
"Para estar segura de olvidar,
-me dijo- la receta es estupenda,

Cabellos largos (carta a schopenhauer)
Querido mío, Schopenhauer:
Ya no importa nada
el candente sello
con que nos marcaste el anca,

Catastrofe en la cocina
El silbato de las hirvientes jarrillas
rompe el silencio oloroso a cebolla
en las limpias y pacíficas cocinas
que se llenan de su música arcaica

Darwiniana i
Nací apenas ayer,
con mi ombligo animal
raíz de carne
que aún busca

Dido a virgilio
                                        A Isabel Garma


Habías de venir, tú,

Edipo
                                        A Johanna Godoy

Cegué mis ojos, Yocasta,
para no ver

El gato negro
Ónix y jade.
Lagunas verdes
que fosforecen
en la sombra

El milagro
Mano,
labio,
sexo trémulo.
Tirano impulso

Eros
Y...
quedaste únicamente tú,
implacable Amor,
cuando Dios se desmoronó

Infantil
Me haces tanta falta,
Dios,
que voy a inventarte
como otra gran mentira.

Karma
Con un amor que nace
nace cada vez
el primer amor
y el primer amante.

La duda
Este herir y ser herida
este crear en zarza desmesurada,
este afilar las uñas en la sombra,
este clavar los dientes en los otros,

La primera palabra
Y…
el llanto fue nuestra primera palabra.
El primer grito de llamado
al ausente y cálido refugio conocido.

Parmenides y eros
                                        A Delia Quiñónez


Desdoblado en pasión creadora,

Rescate
'Ya vendrá un viento fuerte
que me lleve a mi sitio'
León Felipe


Safo a cleis
Me amo en ti
y
en tu figura,
me miro,

Sisifopoeta
                                                  A Dina Posada




Suma
Amo en ti
a todos los amantes que pasaron
-rostros en la sombra
del negado sueño a los recuerdos-

Transfiguracionmañana
Envuelta.
Penetrada.
Transfigurada
en diáfano olvido.

Trascendencia
Entre mi piel y la tuya,
el muro negro imposible
y el abismo, intransitable
que no borra,

Virgo
Nada tengo que borrar
ni palabras
ni huellas
ni recuerdos.

Virtud suprema
Si yo fuera hombre,
se codearían riendo,
al verme
como un viejo alce



Compartir

compartir en facebook compartir en google+ compartir en twitter

Tambien puede leer..
SERENATA - Carlos Edmundo de Ory
HE VISTO - Alfonso Calderón
HASTA NOSOTROS LA INFANCIA DE LOS METALES RAROS - Blanca Andreu
SERENIDAD - Julio Torres Recinos
DE LA CULPA - Jose Angel Buesa
MI MADRE YA NO HA IDO AL MAR - Fabio Morábito
DE ANTONIO DE VILLEGAS
BRAM STOKER

Poemas mas leidos

Nacimiento del hijo - Abel G. Fagundo
Tanteos en la mar violenta... - Mercedes Roffé
Ritmos - Eugenio Padorno
Fecunda compañera - Carlos Castro Saavedra
Crepuscular - Melchor de Palau
El aguinaldo de los huérfanos - Arthur Rimbaud
Reloj de arena - Francisco Martínez de la Rosa
Asi, verte de lejos - Jose Angel Buesa
La naturaleza de las ciudades... - Esteban Moore
Soneto xii - Garcilaso de la Vega


DiarioInca.com
© 2007 - 2018
Hecho en Peru